Pedro Friedeberg

Pedro Friedeberg

(Florencia, Italia, 11 de enero de1936)

 

La carrera de Pedro Friedeberg comenzó en 1959 con su primera exposición individual en la Galería Diana en la Ciudad de México, animado por los artistas Remedios Varo y Mathias Goeritz.

 

Su obra tuvo una magnífica recepción y un año después fue incluida en la Exposición Retrospectiva de la Pintura Mexicana organizada por el Museo de la Ciudad Universitaria.

 En 1961 fundó el grupo de Los Hartos, dirigido por Mathias Goertiz en el cual también participaron José Luis Cuevas, Chucho Reyes, Ida Rodríguez Prampolini y Alice Rahon, quienes se manifestaron en contra de la pretensión de la grandeza del arte moderno en general, el individualismo exagerado y la firma del artista que se toma muy en serio a sí mismo.

En 1968, Antonio Souza lo presenta como el artista de su galería dentro del marco del programa de la Olimpiada Cultural, evento paralelo a los XIX Juegos Olímpicos en la Ciudad de México.

 

Al mismo tiempo, produce en la ciudad un mural en el Hotel Camino Real, y una serie de vitrales para la Feria Mundial en San Antonio, Hemisfair ’68.

En 1962, Friedeberg inicia su proceso de internacionalización y expone su obra en la Carstairs Gallery en Nueva York y en la Galerie Villa André Bloc, en París; donde presenta por primera vez su obra más icónica: la Mano-Silla.

 

En 1963 expone individuales en la Pan American Union en Washington, DC., en el Palacio Foz en Lisboa, y en la Galerie Carroll en Múnich.

En 1964 participa representando a México en la Cuarta Bienal de París; en 1966, lo representa en la Tercera Bienal Americana de Arte en Córdoba en Argentina, en 1968, en la Primera Exposición Internacional  de Dibujos Modernos en  Rijeka, en 1969, en la X Bienal de Sao Paulo, Brasil, en 1970, en la Bienal del Uruguay con sede en Montevideo y, en 1973, en la II Bienal de Arte Coltejer en Medellín, Colombia.

 

En 1965 es elegido por la Container Corporation of America para publicar un dibujo sobre el individuo en la revista Time.

En 1966, es incluido en la Exposición Labyrinthe, en la Akademie der Künste en Berlín. A lo largo de la década de los 60 y 70 su actividad internacional causa interés en ciudades de Estados Unidos, Alemania, Italia, Francia, Canadá, Japón e Israel.

Pedro Friedeberg también forma parte de los artistas que rechazaron el status quo en el arte mexicano y se une a la exposición Confrontación ’66, formando así parte del movimiento de la Ruptura.

En 1968 forma parte de la exposición organizada por la Galería José María Velasco 50 años de Pintura en México y en 1971, en el Salón Anual de la Plástica Mexicana.

 

En los años 70 comienza como grabador participando y ganando premios en diversas exposiciones como Artes Gráficas Panamericanas en el Palacio de Bellas Artes y la Primera Bienal Internacional de Obra Gráfica en Segovia, España.

También en ésta década, Friedeberg se concentra en el Arte correo participando en encuentros mundiales en Estados Unidos, Italia, Argentina y México.

Su primera exposición individual institucional en México fue en 1973 en el Ex Convento del Carmen en Guadalajara y en el Museo de Arte Contemporáneo de Pátzcuaro.

 

En 1974 realiza una exposición itinerante en Canadá, junto con José Luis Cuevas y Xavier Esqueda llamada Three Mexican Artists.

 

En 1979 exhibe exposiciones individuales en el museo The Art Center Museum en Waco en Texas,  en la Vaughan Collection en Canadá y en la Casa de las Américas en Cuba.

 

También en 1979 gana el Primer Premio en la Trienal latinoamericana de Grabado en Buenos Aires. Este mismo año funda, junto con el artista Xavier Girón, la controvertida galería La Chinche en la Zona Rosa de la Ciudad de México.

 

Durante los años 80 fue representado por la Galería Pecanins, quienes promovieron su trabajo en Barcelona y en la Ciudad de México. Participó en exposiciones importantes como la del Foro de Arte Contemporáneo, las Muestras de Pintura organizadas por el Fondo Banamex, y en exposiciones destacadas como la exposición curada por la historiadora y crítica de arte Teresa del Conde, de nombre “Los Artistas celebran a Orozco”, en la que los principales artistas mexicanos contemporáneos homenajearon al muralista.

 

En 1984, expone en la Galería de Arte Misrachi con motivo de la publicación de un libro con una serie de dibujos inspirados en la poesía de Pita Amor llamado La Jungla.

Ese mismo año se muda a San Miguel de Allende y en 1985 realiza la primera de siete exposiciones en el Centro Cultural El Nigromante, principal foro para las artes visuales de esa ciudad. Al mismo tiempo su actividad internacional continúa y expone en Francia junto con otros 18 artistas mexicanos en el Instituto Cultural de México en París.

 

En 1986, se lleva a cabo la primera revisión a su trabajo artístico con la exposición Clepsidra y Babilómetro en el Museo de Arte Moderno (MAM) de la Ciudad de México.  Participó en la colectiva Confrontación ’86, que revisa la generación de la Ruptura 20 años después, en el Palacio de Bellas Artes.

 

En 1985, expuso en Estados Unidos en el Houston Museum of Fine Arts y en 1989 en una exposición itinerante en Estados Unidos llamada The Latin American Spirit, que viajó.

En 1990 comenzó a ser representado por la Galería de Arte Mexicano. En 1992 tiene su primera retrospectiva en el Instituto Veracruzano de Cultura.

 

Continúa su carrera internacional en Estados Unidos, especialmente en Nueva Orleans, Los Ángeles, en las principales ciudades de Texas y en Montreal, Canadá.

 

En ese mismo año Frideberg realiza una curaduría en homenaje a Bridget Tichenor y se presenta en el Armory Show de Nueva York.

 

En 1994 forma parte de la exposición Objeto-Sujeto curada por CURARE y de Chairmania, expuesta en el National Design Museum de Nueva York.

 

En 1996 expone en el Museo Casa Diego Rivera en la Ciudad de Guanajuato y arte correo en el Salón de San Miguel de Allende.

 

En 1997, expone en el Museo Omar Rayo en Colombia y en 1998 inaugura su propia galería.

 

Continúa su trabajo como grabador en el Taller Jesusa, en el Museo Nacional de la Estampa y en el Museo Histórico de San Miguel de Allende.

En 1997 expone en Diálogos Insólitos en el MAM y Design for Delight, una exposición itinerante presentada en Canadá, Francia, Alemania, Polonia y cinco sedes en los Estados Unidos.

En 2001, expone De la Ruptura al Geometrismo, en el MAM, una curaduría de Rita Eder.

 

En el mismo año es incluido en Maestro latinoamericanos, en el Museo José Luis Cuevas, y en la Pollak Collection. En este año comienza a participar en la Colección Pago en Especie de la SHCP.

 

En 2002 tiene una Exposición Retrospectiva en el Museo de Historia Mexicana de Monterrey y en 2003, participa en Aparentemente sublime del IX Salón de Arte Bancomer.

En 2005 forma parte de la representación de México como invitado especial en la Feria ARCO de Madrid.

En 2009, expone una importante retrospectiva en el Museo del Palacio de Bellas Artes. Recientemente ha tenido exposiciones en el Antiguo Palacio del Arzobispado, la Biblioteca PAPE, el Centro Cultural Tijuana, el Museo Iconográfico del Quijote, y en el Museo de la Filatelia.

 

Fue incluido en la California-Pacific Triennial en Orange County, California en 2013 y su obra ha sido expuesta en el MAM en Diseñando México 68, en 2008, Cinetismo, en 2012 y la Generación de la Ruptura y sus antecedentes, en 2014; y en el Museo Universitario Arte Contemporáneo en La Era de la Discrepancia, en 2007, Transurbaniac, en 2011 y Desafío a la Estabilidad, en 2014.

En 1993 recibe la Beca del Sistema Nacional de Creadores y en 2012 recibe La Medalla de Bellas Artes.

 

En años recientes Friedeberg ha vuelto a saltar a la fama internacional. Su obra ha sido publicada en revistas especializadas de arte. En Alemania, Francia, España, Italia, Inglaterra, Estados Unidos, entre muchos otros. En 2016 presentó la exposición Casa Irracional en el muso Franz Mayer, en 2017 participói en las exposiciones organizadas por la Getty Foundation en el LACMA, el MAK Center y el la Schindler House en la ciudad de Los Ángeles, California. Publicó un libro de ilustraciones del Elogio de la Locura, escrito por Erasmo de rotterdam en la primera traducción directa del latín al español. Actuaslmente sigue trabajando en su estudio en la colonia Roma de la Ciudad de México.

Alejandro Sordo

© 2019 por Pedro Friedeberg

contacto@pedrofriedeberg.com

Estudios Pedro Friedeberg